FASat-Bravo, el primer satélite exitoso de Chile

Satélite FASat-Bravo

FASat-Bravo listo para volar. Crédito: SSTL.

FASat-Bravo, que ya no se encuentra operativo, fue el segundo satélite chileno en el espacio, construido bajo un programa de transferencia de tecnología entre la Fuerza Aérea de Chile (FACh) y la empresa británica Surrey Satellite Technology Ltd (SSTL). El programa FASat (Fuerza Aerea Satellite) incluía la formación de ingenieros chilenos en SSTL y operar la Estación de Control de Misión (ECM-Santiago) en Chile.

Luego del desafortunado desenlace del microsatélite chileno FASat-Alfa se se formó una comisión y la empresa británica SSTL aceptó su responsabilidad en el fallo. Así, FASat-Bravo fue construido como un reemplazo del fallido FASat-Alfa, poniendo especial atención en el mecanismo de separación.

Fue lanzado como carga secundaria a bordo de un cohete Zenit-2 tuvo lugar el 10 de julio de 1998 desde el Cosmódromo de Baikonur (en Kazajistán), y luego de 2 años y 11 de meses de funcionamiento falló la batería, quedando inutilizable y convertido en basura espacial.

Diseño

FASat-Bravo, de 60 cm de alto con una base cuadrada de 35 cm, pesaba 55 kg y estaba basado en la estructura modular UoSAT. El FASat-Bravo fue puesto en una órbita heliosíncrona casi circular de 820 km de altitud promedio, una inclinación de 98,1° y un periodo de 101,3 minutos.

Los paneles solares de arseniuro de galio serían capaces de producir hasta 35 watts de potencia utilizable para todos los sistemas y cargas útiles.

La transmisión y recepción de datos entre el tierra y el satélite se producía mediante un sistema de radiofrecuencia. Dicho sistema estaba formado por dos transmisores redundantes, tres receptores y los moduladores y demoduladores asociados.

Experimentos

El microsatélite FASat-Bravo incluyó los mismos sensores y experimentos que su antecesor, el FASat-Alfa.

Experimento de Monitoreo de la Capa de Ozono (OLME)

Este experimento se basaba en la medición de la intensidad de la radiación solar ultravioleta dispersada por la atmósfera, en una banda estrecha de longitudes de onda cercanas a 300 nanómetros. Se ha demostrado que sometiendo estas mediciones a un procesamiento adecuado es posible determinar la cantidad total del ozono en un amplio sector geográfico, a altitudes sobre los 25 kilómetros. Este rango de altitudes es de especial interés científico por cuanto en él ocurre la máxima razón de mezcla del ozono (35 km) y además se espera en esa zona (40 km) el mayor impacto adverso sobre la disminución de la capa.

Constaba de dos instrumentos que registrarían aspectos relativos al ozono atmosférico; las cámaras CCD de ozono y los fotodiodos ultravioleta.

Las mediciones del experimento realizadas en los sobrevuelos de las regiones sub-antárticas de Chile eran especialmente importantes para ser comparadas con aquellas mediciones realizadas desde tierra.

El instrumento OLME fue calibrado radiométrica y ópticamente en SSTL y NASA/GSFC entre 1995 y 1998.

Experimento de Transferencia de Data (DTE)

Consistía primariamente en contar con una capacidad de transferencia de datos desde y hacia el satélite en el modo “guardar-y-entregar” (“store-and-forward”). El instrumento consistía de dos receptores redundantes y una unidad DSP (Digital Signal Processing) redundante.

El objetivo de DTE era proporcionar la infrastructura espacial (hardware, interfaces, firmware y software) para permitir una variedad de experimentos de comunicación como por ejemplo experimentos de transmisión, de recolección de datos, de recepción y demostración de tecnología.

FASat-Bravo en vuelo

Visión artística del FASat-Bravo en vuelo. Crédito: SSTL.

Sistema de Imágenes Terrestres (EIS)

Este experimento se basaba en dos cámaras CCD, una de campo amplio y otra de campo angosto, ambas colimadas en la misma dirección.

La cámara de campo amplio (WAC) tenía una resolución de 2 km y un campo de visión de 1.500 x 1.050 km. Su objetivo era proporcionar imágenes con buen contraste entre tierra, mar, nubes, hielo o nieve.

La cámara de campo angosto (NAC) tenía una resolución de alrededor de 200 metros y un campo de visión de 150 x 100 km

Ambas cámaras se ubicaban en la Plataforma de Observación Terrestre. La fotografía de campo amplio permite en general determinar el área en la que fue tomada la fotografía. Como la fotografía de campo angosto está colimada en la misma dirección, se puede determinar con mayor precisión la zona de la Tierra que fue fotografiada.

Experimento de navegación con GPS

Permitiría determinar la posición del satélite en el espacio, utilizando la constelación de satélites GPS (Global Positioning System). Los datos eran usados por el computador de a bordo para generar un set de elementos orbitales. Esta capacidad permitía una cierta autonomía con respecto a la determinación de los parámetros orbitales que se obtenían de la información proporcionada por el Comando Espacial de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos.

El experimento constaba de un receptor especial para uso en el espacio que en conjunto con un software permitiría determinar la posición del satélite.

Experimento Educacional (EdEx)

Este experimento que en sí no era una carga física separada, tenía como objetivo primario involucrar a los colegios de todo Chile en comunicarse con el satélite FASat-Bravo. El experimento educacional utilizaría el experimento de transferencia DTE para, a través de procesamiento digital con el DSP, producir una telemetría que pueda ser recibida por receptores terrestres de bajo costo y un computador personal.

Asimismo el DSP era capaz de producir voz digitalizada que podía ser recibida por simples receptores.

El beneficio para el curriculum de los estudiantes era que ellos deberían desarrollar por lo menos la siguientes actividades:

  • Traqueo del satélite FASat-Bravo, con el consiguiente estudio básico de mecánica orbital.
  • Estudio de comunicaciones con el satélite.
  • Análisis de la telemetría del satélite FASat-Bravo, especialmente la relativa a parámetros eléctricos y termodinámicos.

Fuente: eoPortal

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Esta entrada fue publicada en Chile en el Espacio y etiquetada por Felipe Campos. Guarda enlace permanente.
Felipe Campos

Acerca de Felipe Campos

Ingeniero en Informática. Atraído desde pequeño por la ciencia, y aficionado a la astronomía desde hace algunos años. Con el tiempo que dispone, intenta acercar esta ciencia a la gente, ya sea mediante la publicación de artículos o de eventos y actividades astronómicas en Chile. Traductor de ESOcast para el Observatorio Europeo Austral.