La mayoría de los planetas como la Tierra aún no han nacido

Planetas tipo Tierra

Ilustración artística de planetas tipo Tierra en el futuro del Universo. Crédito: NASA, ESA y G. Bacon (STScI).

La Tierra apareció temprano en el Universo. Según un nuevo estudio, cuando el Sistema Solar nació (hace 4.600 millones de años), solo había nacido un 8% de los planetas potencialmente habitables que se formarán en el Universo; el 92% de los planetas todavía están por nacer.

Esta conclusión se basa en el análisis de los datos obtenidos por el Telescopio Espacial Hubble y el observatorio Kepler.

“Nuestra principal motivación era comprender el lugar de la Tierra en el contexto del resto del Universo”, dijo el autor del estudio Peter Behroozi del Instituto de Ciencia del Telescopio Espacial (STScI) en Baltimore, Maryland. “Comparada con todos los planetas que se formarán en el Universo, la Tierra es bastante temprana”.

Observando muy lejos en el tiempo, Hubble ha dado a los astrónomos un “álbum familiar” de observaciones galácticas que registran la historia de la formación estelar del Universo a medida que las galaxias crecen. Los datos muestran que en el Universo se formaban estrellas a una gran velocidad hace 10.000 millones de años, pero la fracción del gas de hidrógeno y helio del Universo que participaba del proceso era muy baja. En la actualidad, el nacimiento estelar está ocurriendo a una velocidad mucho más baja, pero hay tanto gas sobrante disponible que el Universo seguirá forjando estrellas y planetas durante mucho tiempo.

“Hay suficiente material sobrante [tras el Big Bang] para producir incluso más planetas en el futuro, en la Vía Láctea y más allá”, añadió la coautora Molly Peeples del STScI.

La búsqueda de planetas de Kepler indica que los exoplanetas del tamaño de la Tierra en las zonas habitables de sus estrellas, la distancia que podría permitir que exista agua líquida en la superficie de un planeta, se pueden encontrar en todos lugares en la galaxia. Basados en el sondeo de Kepler, los científicos predicen que actualmente debería haber 1.000 millones de mundos de tamaño terrestre en la Vía Láctea, de los que una buena porción podrían ser rocosos. Esta estimación se dispara cuando se incluye las otras 100.000 millones de galaxias en el universo observable.

Esto deja numerosas oportunidades para que en el futuro surjan más planetas del tamaño de la Tierra en las zonas habitables. Se espera que la última estrella se agote en unos 100 billones de años a partir de ahora. Eso es bastante tiempo para que pueda ocurrir –literalmente– cualquier cosa en el paisaje planetario.

Los investigadores dicen que es más probable que las futuras Tierras aparezcan dentro los cúmulos de galaxias y también en las galaxias enanas, las que aún tienen que usar todo su gas para formar estrellas y sus sistemas planetarios. Por el contrario, la Vía Láctea ha usado gran parte del gas disponible para la formación de futuras estrellas.

Una gran ventaja de que nuestra civilización haya surgido pronto en la evolución del Universo, es que seamos capaces de usar poderosos telescopios como el Hubble para trazar nuestra historia desde el Big Bang hasta la evolución temprana de las galaxias. La evidencia observacional del Big Bang y la evolución cósmica, codificada en la radiación electromagnética, desaparecerá dentro de 1 billón de años debido a la rápida expansión del espacio. Cualquier civilización que surja en el futuro lejano, tendrá muchos problemas para saber cómo evolucionó o si el Universo siempre ha existido.

El estudio “On the history and future of cosmic planet formation” será publicado en la edición del 1 de diciembre de 2015 de Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

Fuente: HubbleSite

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...